Desde hace unos años los centros de spa, balnearios o talasos en Galicia se han